Coruña

Coruña

Plaza de María Pita. Coruña

Plaza de María Pita. Coruña

Seguidores de este blog

4 de diciembre de 2010

Peras al vino. Postre barato para tiempos de crisis





Peras al vino tinto. Super fáciles y ricas.





Las peras al vino es un postre que hago con frecuencia en el verano, ya que guardándolas en la nevera, pueden tomarse frías y resultan refrescantes . Constiuyen también una excelente merienda acompañadas con lonchas de queso fresco gallego.

Este verano pasado se las puse de postre a mi amiga Berta. Ella me dijo que en su casa era costumbre tomarlas el día de Navidad para contrarrestar el dulce de los turrones. Hoy, al recordar lo que me dijo, decidí incluirlas en el blog y recomendarlas para estas fechas por varias razones.

En diciembre hay muchos días festivos, con domingos por medio y a veces nos cansamos de los turrones, mazapanes, polvorones, pasteles de gloria... Por otra parte suele quedar vino en las botellas... Así que, es una buena oportunidad hacer este postre que también sirve como complemento de una cena ligera, calentando las peras en el microondas y tomándolas templadas.


Ingredientes: (todas mis recetas son "a ojo" y al dictado del paladar)

* De 6 a 8 peras (tipo "conferencia") de similar tamaño. *
* 2 cucharadas soperas, colmadas, de azúcar por cada pera(o algo más, según golosos y larpeiros).
* corteza de limón.
* 1 palo de canela.
* vino tinto y agua.


* La elección del número de peras está en función del tamaño del recipiente de cocción y del número de comensales.


Modo de hacerlo:

Pelar las peras.
Poner en una olla o recipiente hondo, (Lo ideal es que quepan todas sin amontonarse para que cuezan por igual). Añadir la corteza de limón, el palo de canela y el azúcar.

Cubrir con vino tinto (aproximadamente un par de centímetros o más, por encima de las peras), añadiendo más o menos cantidad de agua para completar el nivel. Cuando el vino parece un poco ácido, lo compenso echando un poco más de dos cucharadas de azúcar por pera. Casí siempre echo mitad vino mitad agua, pero tendiendo a más vino que agua. Depende también del cuerpo del vino y del gusto.

Cocer todo a fuego medio. Dar vuelta a las peras de vez en cuando con dos cucharas de palo para no dañarlas. La cocción suele llevar sobre tres cuartos de hora. Flotan en la medida que están cocidas, a la vez que van tomando un bonito color corinto. Yo las cuezo destapadas y a final las tapo y dejo reposar en la olla hasta perder el calor.


Para servir.

Podéis ponerlas en cuencos adornadas con un montoncito de nata y media nuez caramelizada. O ponerlas todas en un cuenco grande, como en la foto, y servir también queso aparte para el que quiera combinar ambas cosas.

Tendréis éxito seguro.





16 comentarios:

Fabi dijo...

mmmhhhh ....
me parece una buena riceta, amiga, ademas de ser muy sencilla ....
me encantan las peras y me has dato las ganas de hacerlas...

Un abrazo para ti

esteban lob dijo...

Hola Chela:

No soy de hermanarme con la cocina, pero se me hace agua la boca al pensar en la situación a punto de aquella merienda.


Un beso austral.

AleMamá dijo...

Te he citado en mi blog. En realidad te copié esta rica receta como a mí me gustan. Te he enlazado y dado los créditos. Me gustaría que lo vieras tú misma acá*

Gracias y saludos

CHARO dijo...

estas peras tienen una pinta estupenda así que he cogido la receta para hacerlas en estas navidades

MaryLou dijo...

Chela, que riquísimo postre! tiene razón tu amiga, de hecho en el País Vasco hacen algo parecido, una compota con manzanas, orejones y más cosas, cocidas en vino para "bajar" los excesos de las comilonas navideñas.

Oye, el efecto de volantes de la bufanda, no lo hago yo, es una lana especial, de la marca Katia y se llama Triana.

Me alegro mucho de que hayas podido recomponer el blog, aunque a veces no te comente tu blog es de referencia para mí.

Besicos, guapa

Genín dijo...

¡Que pinta tienen!
Ñam,ñam
Yo como peras todos los días, pero al natural, ya sabes que le llaman la fruta del hombre, son mano de santo para la próstata...
¿O será que estoy muy bien hecho? jajaja
Besitos y salud

Andrés dijo...

Hola querida Chela.

Pues desde luego es un plato fácil y barato, que cumple perfectamente su papel de postre.

Aunque yo no soy muy apasionado del vino, eso sí, jeje.

Un abrazo.

Nerim dijo...

Un delicioso postre sin duda alguna.
Y muy apropiado ahora que llegan las fiestas navideñas. En el pais vasco hacemos algo parecido pero con más frutas y orejones.

Un besote Chela

Thony Caro dijo...

HOLA CHELA: LUEGO DE TANTA RABIETA POR EL BLOG...VIENEN MUY BIEN ESTAS PERAS AL TINTO.-
SE ACERCAN LAS FIESTAS Y NOSOTROS LOS GOLOSOS YA ESTAMOS SABOREANDO TODA CLASE DE MANJARES.-
EL OTRO DIA FUE MI CUMPLE, CENANDO EN UN RESTAURANTE, COMI DE POSTRE "UNA SOPA DE FRUTOS ROJOS AL VINO TINTO CON QUESO CREMOSO Y HELADO CON BIRUTAS DE LIMON"...UNA EXQUISITEZ...BUENO...BASTA !!!!
UN BESO GRANDE Y HASTA UN PROXIMO ENCUENTRO.-

SUPERMENDO dijo...

¡¡¡Qué ricas!!!. Habrá que probarlas. Saludos.

Recomenzar dijo...

Me encantan las pera ¿que pasa si les pongo vino blanco?. deben de quedar deliciosas con azucar morena
me ha encantado tu blog te invito a compartir momentos conmigo .mientras comemos tus peras

Toupeiro dijo...

Sí que es un postre rico, sano y barato. Ahora estoy lleno y me voy a roncar un rato pero otro día volveré para la degustación.

Buenas noches

Aldabra dijo...

pues es una buena opción para hacer un postre bastante sano y rápido... lo tendré en cuenta.

biquiños,

p.d.: ahora mismo tengo yo en el horno 4 flanecillos individuales, es la primera vez que preparo el flan así, porque siempre suelo hacerlo en una flanera grande y en olla expres a baño maría.

¡a ver que sale!

Rita dijo...

Pues muchas gracias por la receta, parece muy fácil de hacer, probaré aunque no soy muy buena cocinera y no se como quedarán, en la foto se ven preciosas que desconsuelan
un abrazote

Chela dijo...

Recomenzar:

Efectivamente también puedes hacer las peras con vino blanco. Pero el vino tinto les da un color muy atractivo. ¡ya sabes que la vista también nos influye en el apetito!

En cuanto a lo del azúcar moreno te diré que yo también la uso, pero no en el total de azúcar (sería muy empalagoso) sinoque añado un par de cucharadas de "propina" al resto de la azúcar blanca. Es uno de mis pequeños trucos en este postre.

Un abrazo.

Leodegundia dijo...

Yo las preparo igual que tú y están buenísimas con nata montada.
Un abrazo