Coruña

Coruña

Alerta Roja en A Coruña.

Alerta Roja en A Coruña.
Haced clic en la foto para ver.

Seguidores de este blog

31 de enero de 2013

Invierno

________________________________________________

 







Desnudo el árbol,
sin hojas y sin frutos,
muestra su esencia.


*  *  *

Nada superfluo,
invierno de la vida,
ser uno mismo. 






                                                                         (Haikus.  Chela)






18 de enero de 2013

Tranvías


 ________________________________________________________________


Un tranvía coruñés circulando por el entorno de la Torre de Hércules


Otro tranvia en las proximidades de la Casa de los Peces



Los tranvias históricos, el número 100 y el 101,  fueron adquiridos en Lisboa y traidos a Coruña para efectuar un trayecto turístico a lo largo del Paseo Marítimo, que bordea la Ciudad, con vistas al mar.



Los tranvías de Coruña. ¿Volverán de nuevo?

















Imágenes de tranvías de  Coruña, que dejaron de circular en julio de 2011, con gran añoranza de los coruñeses, después de la alegría que les había supuesto, en 1997, su inauguración. Con frecuencia he dado  paseos en estos tranvías, y, mientras hacía los trayectos me agradaba escuchar los comentarios que hacían los turistas, admirados ante la belleza del paisaje de costa y playas que se contemplan en el recorrido. 










Los tranvías de Coruña, tan ponderados por los visitantes y los coruñeses, dejaron de funcionar en el verano de 2011  después de salirse de los raíles a causa de defectos en las soldaduras. Po otra parte hacía tiempo que se habían detectado  deficiencias en las vías y en el trazado, sin que se efectuasen corrección de los fallos ni mejoras en el trazado, debido a la falta de presupuestos. Dado que los arreglos de los déficits en las vías y trazado eran económicamente costosos, y toda vez que el tranvía no resultaba rentable ni generaba los suficientes ingresos para mantenimiento, debido en parte también a que su funcionamiento se reduce a los meses de verano y poco más, llevó a la corporación local a replantearse su continuidad o cancelación, optando por esta última. Actualmente el deterioro va en aumento con lo cual la reparación, si se quisiera reponer el tranvía,  será cada vez más costosa. Por otro lado, he sabido por la prensa que  el verano pasado han suprimido, por razón de obras en la zona del Parrote, toda la línea catenaria, necesaria para la conexión eléctrica de su recorrido, precisamente en el tramo que parte de la dársena náutica del Puerto, punto muy turístico de la Ciudad.


La vía del tranvía coruñés, que bordea gran parte de la península que forma la Ciudad, con unas vistas envidiables, no solo debería permanecer en la totalidad de su trayecto sino además ampliarse, además de promocionarla también para los residentes, con precios asequibles, y funcionar todo el año para descongestionar el tráfico rodado, agobiante en una urbe tan estrecha como Coruña, en la que a poco que haya algún evento extraordinario, en horas punta, o cuando se produce un accidente o emergencia, se colapsa con facilidad. 

Y en plano turístico, el tranvía debería llegar hasta el monumento del Milenium o proximidades del elevador que permite el acceso al Monte de San Pedro, completando las posibilidades de visitas a los forasteros. Los tranvías son un transporte cómodo y agradable para conectarlos con los principales puntos de interés turístico.


Una promoción y un esloganVida activa para los mayores: "Un poquito a pie y otro poquito en tranvía" El déficit económico del tranvía no se resuelve subiendo el precio porque entonces irán menos personas. Los déficits se cubren promocionando ideas originales que capten más viajeros con menos precio. Por ejemplo, promocionar tarjetas para jubilados que puedan hacer como yo que cuando cogía el tranvía lo hacía para los trayectos de cuesta, que completaba andando en las zonas  llanas o  retornando cuesta abajo. “Un poquito a pie y otro poquito en tranvía”.

El tranvía debería seguir funcionando y hacerse cada más accesible y rentable con el aporte de nuevas ideas. He sabido que en las ciudades alemanas de Bonn y de Berlín, los trenes históricos se alquilan para celebración de bodas. ¡Ideas señores y señoras, hacen falta ideas! Hay que amortizar lo ya hecho, hay que ampliar, hay que mejorar todos los proyectos urbanos iniciados, sin permitir que se vayan al traste.

¿Y para el futuro? El trazado vial puede ser la base para la instalación posterior de un modernísimo tren "Tram" o "Tram-train"metro ligero, o como quieran llamarle, que circunvalase la Ciudad, descongestionándola de tráfico rodado, y que pudiese convertirse en el transporte preferente de turistas y residentes. Un transporte ecológico, limpio, hermoso, circulando por una ciudad, Coruña, igualmente hermosa.


Señores políticos, tengan visión de futuro. ¿No les da envidia esos maravillosos trenes Tram, hace poco inaugurados en Bilbao y Vitoria , los Euskotren Tranbia, y sus homólogos  de  Zaragoza,  Alicante...?

Y mientras tanto, no abandonen los hermosos y antiguos tranvías que en 1997, cuando se inauguraron, fueron la envidia de los habitantes de muchas ciudades españolas. Sobre todo, teniendo un Paseo Marítimo como el que tenemos en Coruña.


Mi añoranza de los tranvías


Los tranvías estaban presentes en los trayectos de mi infancia, para ir al colegio, para ir y venir a casa de mis abuelos, o para ir al centro de la ciudad,  cuando no tenia tiempo de hacerlo andando que era lo habitual. Vivía entonces en Ferrol y mi casa, un tanto distante, estaba ubicada en el puerto, justo donde terminaba la línea del tranvía y el conductor se apeaba para, tirando de una cuerda que colgaba del arco raspante o pértiga, y la cambiaba de dirección para un correcto contacto  de conexión eléctrica con  la catenaria, pasando luego a la cabina opuesta para hacer el trayecto inverso. Me gustaba el sonido de la campana de pedal, que hacia sonar en las paradas y arranques, o para advertir a los descuidados transeúntes de su paso, sugiriendo el alejamiento de los raíles.

Recuerdo sus bancos hierro y madera, cuyos respaldos se abatían sobre el asiento, al final de la línea, para cambiarlos de sentido. Como me subía al tranvía al inicio del recorrido siempre conseguía sentarme junto a una ventanilla, y, cuando iban abiertas en los días de calor, me gustaba sentir la brisa en la cara mientras observaba el exterior. Tampoco olvido la emoción que provocaba en mis años adolescentes, la proeza arriesgada de subirme casí en marcha, después de una carrera para no perderlo.

Conservo también en la memoria,  cuando visitaba a una amiga en Vigo al final de los años cincuenta, el sonido y la grata visión de sus históricos tranvías eléctricos, deslizándose o subiendo por las numerosas cuestas de sus calles y avenidas. Cuando decidieron suprimirlos me dí unos cuantos paseos extra en ellos  para mitigar anticipadamente, la nostalgia que iba a producirme su desaparición. Javier, el padre de mi amiga, no se equivocó cuando pronóstico  la contaminación que iban a producir los coches y autobuses, el ahumado de fachadas y edificios nobles, el tener que depender de un combustible que podría escasear en el futuro o alcanzar precios elevados. Opinaba que el tranvía era el mejor transporte para una ciudad con tantas cuestas, además de considerar que en las calles estrechas el tranvía ocupa  menos espacio que los autobuses. Acertadamente definía el tranvía como un transporte limpio, económico y accesible "¡Se acordarán de los tranvías y algún día querrán que vuelvan!", exclamaba siempre como final de sus consideraciones.

El tiempo le ha dado la razón. A partir de la crisis del petróleo de 1973 (nadie puede garantizar que no vuelva a producirse otra), la saturación de coches y consiguiente contaminación, muchos países europeos (Alemania, Países Bajos, Bélgica, Austria...)  optan por el regreso o mantenimiento de los tranvías y por su modernización,  adoptando  calidad en los materiales y soldadura  para las vías, mejorando la electrificación no aérea al procurar la administración de energía bien por estaciones de reposición o por dotaciones de autocarga.


Una cura de nostalgia

El pasado mes de octubre estuve en Lisboa, y pude resarcirme de mi nostalgia por los tranvías. Lástima que no tuve buen tiempo pero a pesar de todo pude disfrutar del encanto de esa hermosa ciudad, "tan antigua y señorial", como nos recuerda el fado.



 

Tranvías de Lisboa


El famoso tranvía "28", de color amarillo, una de las opciones para ir  hasta la Catedral y la parte alta de la Ciudad.


El color rojo es propio de los tranvías que   hacen los trayectos turísticos.

¡Me encantan los tranvías!


Anexo:
31 de enero, 2013




Mi primo Joaquín me envió esta foto, tomada de Internet con un tranvía de Ferrol, en el final del trayecto, en el puerto (el Muelle). El edificio que se ve en la izquierda es donde  viví  entre los 8 y los 24 años. Recuerdo unos tranvías de modelos más antiguos que el de la foto.



8 de enero de 2013

Tributo a "The Beatles" en la sala GARUFA de Coruña



________________________________________________________



Actuación del grupo coruñés Octopus´s Garden, en el Garufa, el 29 de diciembre de 2012. 
(foto cedida por Ana Marino.)



                                          Componentes del grupo "Octopus´s Garden".
(foto tomada del diario  La Voz de Galicia)



Mítico grupo "The Beatles", en la década de los sesenta, al inicio de su fama.
(fotos tomadas de Google)



2012. Boom de tributos y homenajes a "The Beatles"

 

En  el cincuenta aniversario del lanzamiento discográfico  de "Love Me Do",  primero y gran éxito  del grupo "The Beatles" (Los Escarabajos) y para el que  Ringo Starr  se pone a la batería,  sumándose al grupo de voces y guitarras formado por Paul McCartney, John Lennon y George Harrison, era de esperar que surgieran múltiples homenajes por doquier y proliferasen las bandas-tributo dispuestas a interpretar las más populares obras del conjunto que vio nacer su fama en el viejo pub "The Cavern", en la ciudad de Liverpool.  El homenaje más grande celebrado en 2012, fue la "International Beatles Week",  que tuvo lugar  en dicha ciudad.


"Beatlemanía" coruñesa 

 

Al pasear por los Jardines de Méndez Núñez, es muy fácil toparse con la estatua sedente de John Lennon, posando con su guitarra. Esta obra escultórica, donada al Ayuntamiento, se debe al entusiasmo de un grupo de amigos y fans coruñeses de este miembro de "The Beatles". Es muy frecuente ver flores frescas depositadas en el monumento por admiradores anónimos.

El grupo coruñés "Octopus´s Garden", Tributo a The Beatles.

Forman el grupo cuatro entusiastas de los Beatles:

  •  Pedro López, guitarra solista y voz.  ("G. Harrison")

  •  Lorenzo de Movellán, guitarra rítmica y voz. ("J.Lennon")

  • Manuel Peragón, bajo guitarra y voz. ("P. McCartney")

  • José (Men) Viñas, batería. (R. Starr")

Este grupo formado por aficionados, en el que solamente es profesional el batería, empezó a actuar a principios del 2012, precisamente como conmemorar a The Beatles, actuando varias veces en el año, en distintas salas de la ciudad y de la provincia con gran éxito. Más de una vez han interpretado en la Sala Garufa, un local sencillo pero muy querido por el público, ubicado en la Ciudad Vieja, donde es frecuente que los amantes de escuchar música en vivo y en directo, se tomen unas copas disfrutando de los buenos ritmos y buenas voces que eligen este local para sus debuts y conciertos. 

El sábado 29 de diciembre pasado, allá me fui  con una amiga, jubilada como yo,  a escuchar a estos "Beatles coruñeses" y a pasar un estupendo rato rememorando las conocidísimas canciones que interpretaron para deleite de nostálgicos y de nuevos fans, porque la "beatlemanía" no se agota con la generación de los que fueron jóvenes, y menos jóvenes, en los años sesenta.

Mi amiga y yo eramos, sin lugar a dudas y con diferencia, las personas de más edad presentes en la sala y punto de atención  de algunas miradas curiosas. Hacía casi veinte años que no pisaba  el Garufa ni ningún otro lugar nocturno de copas. Este ha sido mi "pinito" en las pasadas fiestas.

Confieso  que cuando empezaron The Beatles a hacerse famosos no me gustaron, yo me sentía ya una joven madura y su música me parecía más propia para adolescentes exaltadas, de las cuales  me consideraba algunos años de distancia, cronológica y mentalmente. Pasado el tiempo si empezaron a gustarme y tengo entre mis CDS  una recopilación de sus éxitos 1962-1965. Me agradan sus baladas y por supuesto los éxitos que luego cosechó por separado John Lennon. Sin considerarme miembro  del grupo que integra la "beatlemanía", reconozco que varios de los grandes éxitos musicales de este grupo,  rompedor en su tiempo, me producen satisfación al escucharlos.

___________________________________________

 Por si queréis escuchar o recordar,  incluyo un vídeo con selección de sus éxitos. Al iniciarlo (si lo haceis en YouTube) puede verse el comienzo de una lista de las obras incluidas que, al desplegarse, os permite seleccionar la canción que más os guste, como se hace directamente con la reproducción de un CD. De esta manera cada persona puede elegir según sus preferencias.

 

 

 


 


1 de enero de 2013

Desde Coruña. ¡Feliz 2013!


__________________________________________________________________________________

Foto en los jardines de los Cantones coruñeses 

 

Hoy hace seis años que vengo visitando los cantones de Coruña el día de Año Nuevo con el propósito de hacerme una foto en el almanaque-jardín  y enviarla,  como felicitación, a todas mis amistades blogueras.

Creí que este año iba a tener que interrumpir la costumbre porque ayer  casi todo el día, y esta noche también,  estuvo lloviendo. Hoy por la mañana, al mediodía, escampó y salí de casa dispuesta a cumplir mi "ritual fotográfico". Incluso el sol, aunque tímido,  me hizo unos guiños, mientras "posaba" para las fotos, que disparó, atendiendo mi solicitud, una amable transeúnte que se encontraba paseando con su perro. Cuando inicié el regreso a casa, el cielo se encapotó de nuevo y empezó  a llover.  Este año hay foto de casualidad, claro que la alternativa sería hacerla con paraguas y añadir de fondo musical "cantando bajo la lluvia" ¡Sería una novedad!

 

Lo que deseo para todos vosotros es que, en el 2013,  los problemas se resuelvan,  las penas se alivien,  la enfermedad se aleje o se cure, y que haya trabajo para los que lo buscan,  que los que lo tienen lo conserven, y, sobre todo, que la paz y el amor os visiten y se queden con vosotros siempre.

Lo deseo de corazón, con todo mi cariño. 

 

  __________________________________________________________________________________